11 de abril de 2015

Un reino Lejano
de Isabel San Sebastián

Un reino lejano de Isabel San Sebastián
género Aventuras / Histórico / Amor / Drama
puntuación 3,5 / 5
Novela histórica en la que Isabel San Sebastián se embarca, entre otros, en un mundo poco conocido como es el del imperio mongol que gracias a nuestro protagonista, que lo contará en primera persona, veremos los salvajes y crueles que llegaron a ser.

Guillermo de Girgenti, natural de Sicilia y al servicio de  Federico, emperador del Sacro Imperio Románico Germánico narrará toda su vida que comenzará en aquélla primera batalla donde su espíritu jovial y temerario le marcará para siempre, a él y a los suyos.

En la novela diferenciamos tres grandes partes que bien podrían haber sido cada una libros independientes puesto que tienen suficiente potencial para lograrlo.

En la primera parte nos adentramos en lo más profundo del imperio mongol en donde nos daremos cuenta de su crueldad con sus enemigos y prisioneros. Es un mundo totalmente diferente a lo que nosotros catalogaríamos como normal y en donde su manera de vivir nos pone por momentos los pelos de punta.

La segunda parte, ya en el Reino de Aragón, nos sumergiremos en el mundo de los gremios de la Edad Media y el poder y la fuerza de Inés al frente de su taller de tejidos y la lucha constante para hacerse valer en un mundo de hombres.

La última parte del libro se adentrará en la conquista de Sicilia por parte del Reino de Aragón y lo que llevó a Pedro III el Grande a coronarse como su rey en Palermo.

Tres historias que parece que no tienen nada en común pero que Guillermo las unirá y las dará sentido. Debo reconocer que la primera parte del libro, aún ser la más desconocida, es la que menos me cautivó. No conecté con los protagonistas. Me costó cogerlos cariño. En cambio los de la segunda parte congenié rápidamente con ellos y poco a poco la historia me fue atrayendo hasta que se juntaron todos y a partir de entonces me ganaron y lo que empezó un poco en desánimo acabó totalmente fascinándome.

Al final me quedo con la crueldad de los mongoles, la fuerza de Inés, el espíritu guerrero de los alomogávares y cómo no, el amor eterno de Guillermo de Girgenti hacia su amada.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Visitantes recientes